¿Cómo se presenta el déficit de atención en adultos?

5 Abr, 2019

¿Cómo se presenta el déficit de atención en adultos?

¿Cómo se presenta el déficit de atención en adultos?

Esta afección es más frecuente de lo que se cree, debido a que casi todas las personas la han padecido por lo menos una vez en la vida. Pero no se preocupe, si los síntomas solo aparecieron una vez o de manera ocasional y hace tiempo, es poco probable que usted sufra el trastorno. Solo se diagnostican los casos en que el paciente se ve afectado continuamente  y de manera importante en algún ámbito de la vida.

Es primordial que si encuentra esta información de ayuda e identifica algún síntoma o varios de los que explicaremos a continuación busque un tratamiento para el déficit de atención lo antes posible, ya que este puede generarnos relaciones inestables, baja autoestima y mal desarrollo de nuestra vida familiar, social y laboral.

El TDAH o déficit de atención e hiperactividad, se conoce como un trastorno propio de la infancia, sin embargo muchas personas que nunca tuvieron diagnostico ni tratamiento llegan a la edad adulta sin siquiera percatarse de tenerlo. Este trastorno persiste de la niñez a la edad adulta en el 70% de los casos.

 

¿Cómo detecto si tengo trastorno de déficit de atención?

 

Uno de los síntomas más comunes del TDAH es la hiperactividad, que es muy frecuente en niños, pero en adultos disminuye notablemente, dándole paso a una especie de inquietud, mientras que los síntomas de inatención se ven reemplazados por dificultades a la hora de llevar a cabo tareas (cumplir plazos de entrega) afectando esto la funcionalidad en varios aspectos de la vida.

 

Ahora bien, repasemos los síntomas del déficit de atención en adultos:

 

Los síntomas del trastorno están divididos en tres categorías: Hiperactividad, déficit de atención e impulsividad.

 

La hiperactividad, es la menos frecuente de las tres, se presenta sobre todo en niños, pero esto no significa que aparezca aunque sea en menor proporción, como:

 

  • Actividad constante.
  • Horarios recargados.
  • Elegir trabajos donde se requiera mayor dedicación.
  • Riesgo de adicción al trabajo.

 

El déficit de atención, esta muy presente en esta etapa de la vida, y se manifiesta de la siguiente manera:

  • Problemas de concentración.
  • Problemas de atención.
  • Incapacidad para organizarse.
  • Problemas para gestionar el tiempo.
  • Dificultad para recordar cosas del diario vivir.

 

La impulsividad, este  síntoma se presenta de la siguiente forma:

 

  • Terminar las relaciones de manera prematura.
  • Inestabilidad laboral.
  • Dificultad para la paciencia.
  • Pérdida de control.
  • Conducir de forma impaciente.
  • Mayor número de multas en comparación a los demás conductores.
  • Consumo de sustancia psicoactivas.

 

Le puede interesar: Tipos de tratamiento para el déficit de atención

 

Revisemos ahora, algunas causas del TDAH:

 

Genética: Algunos estudios indican que el trastorno de déficit de atención con hiperactividad puede ser hereditario, y aunque es un trastorno todavía en investigación, se le atribuye el factor genético al 76% de los casos.

 

El entorno: Algunos factores de riesgo se encuentran en el hábitat del niño durante la gestación, siendo principalmente el consumo de tabaco, cocaína y alcohol durante el embarazo y la exposición intrauterina al plomo y al zinc.

 

Factor psicosocial: Este es el factor que menos tiene incidencia en el TDAH, ya que aunque desempeñe un papel importante no es determinante en el trastorno. La familia muchas veces es fuente de estrés debido a los conflictos matrimoniales, entre otros.

 

A pesar de que el desarrollo del trastorno de déficit de atención no causa otros problemas psicológicos, a menudo si aparecen otros trastornos al mismo tiempo solapándose entre este, esto hace que el diagnostico y tratamiento sea más difícil. Estos otros trastornos son:

 

  • Trastornos del estado de ánimo.
  • Trastornos de ansiedad.
  • Trastornos de personalidad, explosivo intermitente o uso de sustancias.
  • Dificultades de aprendizaje.

 

Para simplificar, muchos adultos ignoran que tienen TDAH, creyendo que les es difícil organizarse, cumplir con las citas, permanecer en un empleo, etc. Si el problema se deja sin tratamiento puede afectar gravemente el desarrollo académico, la salud emocional y la autoestima. No olvide que nunca es demasiado tarde para consultar con un experto y hacer un buen tratamiento en pro de mejorar todos los ámbitos de la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Menú
Servicios