Estimulación multisensorial brindada por el Neuropediatra

16 Oct, 2019

Estimulación multisensorial brindada por el Neuropediatra

Estimulación multisensorial brindada por el Neuropediatra

Hoy es muy común que muchas personas no sepan qué es un neuropediatra y en especial quienes son padres, ¿pero qué es un neuropediatra? Aquí te lo explicaremos, este es un neurólogo infantil que no solo abarca a los recién nacidos, sino también a lactantes, niños y adolescentes, un pediatra especializado en el tratamiento de patologías específicas del sistema nervioso.

 

Estimulación sensorial, en qué consiste y cómo se lleva a cabo

 

El neuropediatra también conocido como neurólogo pediatra puede diagnosticar déficit de atención, hiperactividad, autismo, entre otras patologías y así intervenir terapéuticamente para ayudar a tu pequeño en su desarrollo y a ti como padre a entender las dificultades o características especiales de tu hijo, así como también sus posibilidades y limitaciones.

 

Ahora analicemos en qué consiste la estimulación sensorial. Se basa en la estimulación de todos los sentidos, tales como la vista, el oído, el olfato, entre otros mediante estímulos y actividades significativas, que son las capacidades base del ser humano, optimizando así su relación con el entorno y su aprendizaje.

 

Es importante determinar qué tipo de intervención necesita tu niño y que aporte los resultados esperados, una de ellas es la estimulación multisensorial, la cual en los casos de los pequeños es importante para su desarrollo a futuro y es llevada a cabo en ambientes con estímulos controlados trabajando las sensaciones del bebé, quien tiene la libertad de explorar, descubrir y disfrutar de diversas experiencias sensoriales.

 

Estimulación sensorial, en qué consiste y cómo se lleva a cabo

 

Objetivos principales de la estimulación sensorial

 

1. Promover la interacción, el desarrollo y la comunicación, lo que le permite al bebé desarrollar la capacidad de estructurar la información que recibe a través de los sentidos.

2. Favorecer la situación personal y social del pequeño mejorando y desarrollando sus condiciones físicas y psíquicas.

3. Iniciar estrategias de comunicación, las cuales trabajan sobre las capacidades sensorio-perceptivas ajustadas a las posibilidades según el niño.

 

Es muy importante la estimulación multisensorial y de hecho hay investigaciones que demuestran que el buen uso de éstas reporta muchos beneficios para los niños, por ejemplo Santiago Ramón y Cajal, un médico español conocido por sus aportes en el campo de la neurohistología, afirmó que «existe una plasticidad cerebral, viendo cómo el crecimiento de los axones y las dendritas y su riqueza de conexiones y enlaces es debido a la actividad mental alta, siendo el caso contrario la reducción de estas conexiones a causa de la inhibición de los procesos neuronales».

 

También es importante saber que se debe seguir un cronograma estricto a la hora de la estimulación sensorial, los estímulos deben de presentarse adecuadamente en cantidad y calidad porque la hiperestimulación o la estimulación a destiempo puede generar cambios o llegar a ser tan dañinas como no realizarlas.

 

Estos estímulos pueden ser tanto internos como externos, así como físicos o afectivos y entran al organismo mediante el sistema visual, auditivo y somatosensorial. Este último consiste en centros de recepción y proceso, producen modalidades de estímulo como lo es el tacto, la temperatura, la posición del cuerpo y el dolor.

 

Para lograr estos estímulos existen varios elementos esenciales que hay que tener en cuenta. Miremos cuáles son:

 

1. Estimulo- señal: adecuado en cantidad y calidad apropiado.

2. Canal funcional: como ya los mencionamos, puede ser visual, auditivo o del tacto.

3. Percepción.

4. Integración multisensorial.

5. Elaboración de estrategia o respuesta.

6. Respuesta funcional motora, oral o cognitiva.

7. Monitorización posfuncional.

8. Corrección de la respuesta.

 

También te va a interesar: ¿En qué casos debemos visitar al neuropediatra?

 

Esta estimulación brindada por los neuropediatra a los niños, permite detectar a tiempo problemas de aprendizaje, de conducta, retrasos y trastornos del desarrollo, por eso si se percibe en nuestros chiquitines algún comportamiento extraño lo mejor es acudir al neuropediatra, lo más rápido posible.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Menú
Servicios